Crema pastelera tradicional y de chocolate, receta básica

La crema pastelera es un básico en repostería, ya que conforma el ingrediente principal en multitud de postres. Su elaboración es muy sencilla y precisa de unos pocos ingredientes, como la leche, el azúcar, la maicena y las yemas de huevo.

Crema pastelera

Una vez que hayas probado la crema pastelera casera nunca más vas a querer otra, ya que la diferencia con las que ya vienen preparadas es bestial. Así que quítate el miedo de encima y atrévete con ella ya que, siguiendo los pasos que te voy a enseñar, vas a tener muy poco margen de error.

Crema pastelera

Ingredientes para la crema pastelera tradicional:

½ litro de leche entera, 1 vaina de vainilla, 40 gr de maicena, 125 gr de azúcar blanco granulado, 4 yemas de huevo M, la piel de 1 limón o naranja (opcional) y 1 rama de canela (opcional).

Ingredientes para la crema pastelera de chocolate blanco o negro:

½ litro de leche entera, 1 vaina de vainilla, 40 gr de maicena, 125 gr de azúcar blanco granulado, 4 yemas de huevo M y 100 gr de chocolate blanco, con leche o negro (en tableta o pepitas).

Elaboración de la crema pastelera:

Empezamos abriendo la vaina de vaina de vainilla a lo largo y extrayendo las semillas con la punta de un cuchillo y la ponemos en un cazo junto con la leche (y, si te gusta, también con la piel de limón o naranja y una ramita de canela). En caso de que decidamos preparar una crema pastelera con chocolate, lo incorporamos también es en este momento cortado a trocitos. Llevamos a ebullición y retiramos del fuego ¡cuidado que la leche sube muy rápido!

A continuación, en un bol y con la ayuda de unas varillas, mezclamos el azúcar, las yemas de huevo y la maicena hasta que se unan de forma homogénea. A continuación vamos añadiendo poco a poco la leche, removiendo constantemente para que no nos queden grumos.

Una vez tengamos mezclada la leche con el huevo, devolvemos al cazo y ponemos a fuego bajo, removiendo constantemente hasta que espese. En este momento retiramos del fuego y cubrimos con un film transparente (tiene que tocar la crema) hasta que se enfríe.

Aquí el resultado de la crema pastelera de chocolate negro (la crema pastelera de chocolate blanco la usé sin darme cuenta de que no tenía foto)…

Y tú ¿con cuál te quedas?

Crema pastelera de chocolate
¿Se te antoja?
¡No dudes en probarlo y comentarme el resultado!