Albóndigas caseras guisadas

Como ya podías intuir aquí ¡me encantan las albóndigas! Tan redonditas, perfectas y bonitas. Pero sobre todo me encantan guisadas, ya que son muy fáciles de preparar y están muy jugosas y sabrosas, además nos vienen perfectas para los días de frío.

Albóndigas caseras guisadas

La verdad es que hace tiempo que no podía escaparme un ratito por el campo para buscar unos cuantos espárragos pero, aprovechando el puente de Semana Santa no lo he dudado ni un segundo. Así pues, pensando en cómo los iba a utilizar y acordándome de las albóndigas caseras que te enseñé hace unos pocos días, aquí el resultado:

Manojo de espárragos

Además de estar ricos son tan bonitos… ¿verdad?

Ingredientes paras las albóndigas caseras guisadas (para 4 personas):

20 albóndigas (caseras, por supuesto), 1 cebolla grande, 1 manojo espárragos, 2 hojas laurel, sal, pimienta, 4 ajos, 1 guindilla (opcional y cantidad al gusto), 4 patatas grandes, 1 vaso de vino blanco, agua (cantidad necesaria), 200 ml de salsa de tomate y 3 puñados de guisantes.

Elaboración de las albóndigas caseras guisadas:

Empezaremos calentando un chorro generoso de aceite de girasol en una olla de barro y freímos vuelta y vuelta las albóndigas (tienen que quedar crudas por dentro, así no perderán jugosidad). Las reservamos a parte.

A continuación picamos la cebolla, los ajos y la guindilla (si no lo queréis muy picante dejad la guindilla entera) y los sofreímos en el mismo aceite de las albóndigas.
picamos y sofreímos la cebolla, los ajos y la guindilla.

Mientras se sofríe la cebolla vamos pelando y cortando en cantos las patatas (del mismo tamaño aproximado de las albóndigas), las limpiamos y las añadimos al sofrito junto con la cebolla. No añadas más aceite, ya que no queremos aumentar la cantidad de grasas del guiso. Dejamos dos minutos (removiendo de vez en cuando) mientras preparamos el siguiente paso.

Añadimos las patatas al sofrito
Limpiamos y cortamos los espárragos y los mezclamos junto con las patatas, añadimos también los guisantes y dejamos todo junto unos 4 minutos más. Salpimentamos y añadimos las 2 hojas de laurel.

En este momento agregamos la salsa de tomate, el vaso de vino, removemos y añadimos el agua necesaria hasta cubrir las patatas. Dejamos cocer, a fuego suave, el tiempo necesario para que las patatas empiecen a estar blandas (el tiempo dependerá del tamaño de las patatas).

Añadimos el vino al sofrito y cubrimos con agua

Rectificamos de sal y añadimos las albóndigas. Finalmente dejaremos unos minutos más hasta que las patatas y las albóndigas estén bien hechas.

Servimos y disfrutamos. Fácil ¿verdad?

Albóndigas caseras guisadas
¿Se te antoja?
¡No dudes en probarlo y comentarme el resultado!

Deja un comentario

Acepto los términos de uso y la política de privacidad

  • Responsable » Maite Sastre (Antojoentucocina.com)
  • Finalidad » gestionar los comentarios y notificarte las respuestas si te has suscrito.
  • Legitimación » tu consentimiento al marcar la casilla de aceptación
  • Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de FastComet (proveedor de hosting de Antojoentucocina.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Fastcomet en https://www.fastcomet.com/terms/privacy-policy.
  • Información adicional » Puede consultar información adicional y detallada en nuestra Política de Privacidad y nuestro Aviso Legal.
  • Derechos » podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos remitiendo un correo electrónico a info@antojoentucocina.com.
  • 19 comentarios

    1. Hola Maite, gracias por tu visita, me quedo por aquí también para no perderme tus recetas:) Las albóndigas se ven deliciosas, además de muy jugosas mmmm!! besitosss

      1. Muchas gracias y bienvenida Eva, espero que te guste lo que está por venir. Un besito 🙂

    2. Ay qué ricas Maite. Ya he cenado pero le metería la cuchara al guiso de albóndigas ahora mismo.

      1. ¿Verdad que sí? ¿quién se puede resistir a un buen plato de albóndigas? jeje
        un besito 🙂