Bizcocho marmolado o cebra bundt cake

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on YummlyPrint this pageEmail this to someone

Llevaba ya tiempo con ganas de publicar la receta del bizcocho marmolado o bizcocho cebra. Lo que más me gusta de este bizcocho es que que queda muy jugoso por dentro y chocolateado, a la vez que es perfecto para sorprender a todos con su bonito interior.

El efecto mármol o cebra lo conseguimos alternando la masa al verterla en el molde. Hacerlo es muy fácil, aunque nos requiere algo más de tiempo, solo debemos tener algo de paciencia e ir alternando pequeñas porciones de masa (tendremos una sabor vainilla y otra de chocolate). Para que te resulte más fácil hacerlo, he preparado un vídeo para el recién estrenado canal de youtube, en el que te explico y te enseño cómo hacerlo. Te animo a suscribirte para no perderte ninguna de las recetas que están por venir.

Éste bizcocho lo preparé para que Juanma se lo llevara al trabajo para celebrar su cumpleaños (y según me ha contado, no sobraron ni las migas). Pero a mi me gusta tanto, que nada más sacar éste del horno, repetí receta para quedarme con uno en casa. Así que todo el mundo a reunir los ingredientes y a ponerse el delantal, que nos ponemos manos a la obra. Por cierto, incluso Sugus quería comer un trocito 😉

Vídeo de la receta paso a paso:

Para preparar el bizcocho marmolado o bizcocho cebra necesitaremos:

Para el bizcocho:

  • 5 huevos
  • 360 gr (3 tazas) harina de repostería
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • ½ cucharadita de sal
  • Azúcar 100 gr (½ taza) + 250 gr (1 ¼ taza)
  • 40 gr (½ taza) de cacao en polvo sin azúcar
  • 108 gr (½ taza) leche
  • 1 ½ cucharadita de vainilla en pasta
  • 75 gr (6 cucharadas) de agua
  • 177 gr (1 taza) de mantequilla derretida

Además necesitaremos:

  • Mantequilla derretida para untar el molde

Para la cobertura de chocolate:

  • 170 gr de chocolate
  • 120 gr de nata 35% MG

Herramientas que he usado para elaborar esta receta:

  • Molde Nordic Ware
  • Espátula
  • Varillas manuales
  • Varillas eléctricas
  • Brocha de cocina para untar el molde
  • Rejilla de enfriado

Elaboración del bizcocho marmolado:

El primer paso será encender el horno a 175 ªC, calor arriba y abajo sin ventilador. Así estará a punto cuando acabemos de preparar el bizcocho marmolado.

A continuación, en un bol grande, agregamos la harina, la sal y la levadura. Mezclamos ligeramente con unas varillas manuales para que se integren.

En un cuenco más pequeño añadimos 100 gr de azúcar, el cacao en polvo sin azúcar y el agua a temperatura ambiente. Mezclamos bien con unas varillas manuales hasta conseguir una mezcla homogénea.

En el bol de la batidora mezclamos la mantequilla derretida y 250 gr de azúcar. Batimos a velocidad media un par de minutos, hasta que la mezcla blanquee. A continuación vamos añadiendo los huevos uno a uno, no añadimos el siguiente hasta que el primero esté bien integrado.

Añadimos también la vainilla en pasta.

Buscamos una masa muy esponjosa y aireada, por lo que seguimos batiendo un par de minutos, hasta que la masa aumente volumen y blanquee.

Ahora añadimos ⅓ de la harina y mezclamos a velocidad baja para que se integre. Añadimos la leche y cuando se haya homogeneizado añadiremos la mitad de la harina restante. Seguimos batiendo hasta que se integre antes de añadir el resto de harina.

En este punto habremos obtenido una masa muy ligera y esponjosa.

Separamos aproximadamente ⅓ de la masa y la mezclamos con la elaboración anterior de chocolate. Mezclamos bien.

Ya tenemos listas las dos masas necesarias para darle forma a nuestro bizcocho marmolado o bizcocho cebra.

Es importante engrasar bien el molde con mantequilla derretida antes de verter la masa. Sobre todo si usamos un molde con tantos rinconcitos como el que estoy usando yo. Para ello lo pincelaremos con una brocha para repostería.

El efecto tan chulo de este bizcocho de consigue cuando vertemos la masa en el molde. El proceso nos requerirá algo de tiempo, no obstante es muy fácil. Para ello vamos a poner una cucharada generosa de masa de vainilla en el molde; sobre ésta pondremos una cucharada de chocolate, que volveremos a cubrir con una de vainilla. Repetiremos el proceso hasta que nos quede masa.

Introducimos el bizcocho en el horno durante 50-60 minutos o hasta que lo pinchemos con un palillo nos salga limpio. Lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar durante 15 minutos sobre una rejilla antes de desmoldar.

Pasado este tiempo le damos la vuelta para desmoldarlo y lo dejamos enfriar por completo.

Finalmente vamos a preparar la cobertura de chocolate. Lo haremos mezclando 170 gr de chocolate y 120 gr de nata. Los calentaremos en el microondas durante 20 segundos y removemos hasta que el chocolate se haya derretido por completo. Si el tiempo no es suficiente, repetimos, aunque en intervalos de calor cortos para que no se nos queme.

El toque final se lo damos vertiendo el chocolate sobre el bizcocho.

¡Irresistiblemente delicioso!


¿Se te antoja?
¡No dudes en probarlo y comentarme el resultado!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on YummlyPrint this pageEmail this to someone

Deja un comentario